El nuevo candidato presidencial Carlos D. Mesa quiere acabar con el ciclo Morales

Morales es el pasado porque desgraciadamente, ha decidido que el poder es más importante que el proyecto.

Sucrepress.com

2018-10-06

El nuevo candidato presidencialista surgido en horas precedentes, Carlos Diego Mesa Gisbert, ha expresado vehementemente, que quiere acabar con el ciclo Morales en Bolivia, porque él, “desgraciadamente, ha decidido que el poder es más importante que el proyecto” y ha pretendido eternizarse.

He reflexionado, dijo, lo he hecho en profundidad y he tomado una decisión muy clara; porque este es un tiempo de inflexión histórica, porque estamos en el comienzo, en el umbral de un nuevo tiempo y ese nuevo tiempo tiene que tener un nuevo liderazgo.

Y ese nuevo tiempo tiene que marcar una mano tendida para que las ciudadanas y los ciudadanos nos acompañen, pero no es simplemente por eso, es porque hay un viejo tiempo que se está acabando, que está agotado, que ha cumplido su ciclo.

El presidente Morales es parte ya no del presente, mucho menos del futuro, es parte del pasado, es el pasado y lo es porque desgraciadamente ha decidido que el poder es más importante que el proyecto.

Porque desgraciadamente considera que tiene algún derecho adquirido para permanecer indefinidamente en el poder, porque ha decidido por ello, darle la espalda al mandato popular expresado en el referéndum del 21 de febrero del 2016.

Una candidatura y unas elecciones como estas, marcan el compromiso de hacer realidad el 21 de febrero; de hacer realidad un proyecto que tiene dos ideas: la de terminar con un continuismo inaceptable y la de proponer un cambio democrático fundamental.

Porque el proyecto del MAS está envilecido, porque la justicia no funciona, porque la ley es simplemente un enunciado que nadie cumple, empezando por el propio Presidente, y porque lo que parecían ideas se han convertido en palabras vacías.

La retórica y las palabras que hablan de armonía entre el ser humano y el medio ambiente; que hablan de igualdad, de equidad, de inclusión, se han convertido en palabras huecas, vacías, que no nos dicen nada.

En un momento como este, hay que darles contenido, tenemos que darle un contenido real a una democracia que respete a los poderes del estado independientes y separados entre sí, a una democracia que establezca con claridad que la ley está hecha para ser cumplida.

A una práctica que descubra, que refunde la justicia boliviana, una justicia que ha llegado a los peores niveles de nuestra historia.

Por esas razones, porque tenemos que construir juntos ustedes y yo, de lo que se trata es de una propuesta de unidad, una palabra que tiene que tener contenido, una palabra que significa: todos podemos juntos hacer el futuro, y todos empezando y en primer lugar, y ustedes saben por qué, por las plataformas y colectivos ciudadanos, en los que las jóvenes y las mujeres han tenido un papel tan importante.

Esas plataformas y colectivos ciudadanos son parte de un proyecto sin los que yo no podría entenderme a mí mismo, y mi mano está tendida para ello para que ustedes conmigo juntos vayamos adelante, en esa construcción del nuevo tiempo.

Por supuesto a los partidos políticos, por supuesto a las organizaciones sociales, por supuesto y muy especialmente a los pueblos indígenas, a ese todo que marca la posibilidad de construir y la idea es hacerlo con la vocación del los valores en los que creemos, con el compromiso específico de una idea, cuando abrí estas palabras dije: queridas ciudadanas y queridas ciudadanas.

La palabra ciudadano tiene un contenido particular; no es el del militante político, no es el del quien recibe ideas, vacías, llenas, medio llenas, no; es de quien cree en causas, es de quien cree que esta sociedad debe ser mejor, es el que cree que necesitamos una nueva educación y nueva salud, es el que cree que necesitamos causas como el medio ambiente, como la igualdad de género, como el conjunto de aquellos elementos que harán una vida mejor, más justa para todos nosotros.

El ciudadano no es por tanto, el militante de un partido tradicional, el ciudadano y la ciudadana, la ciudadana y el ciudadano, son los militantes de un país y de una sociedad de todos los días a los que no se convoca para reunirse en una plaza con una banderita y con una gorra, es quien está todos los días trabajando porque cree en Bolivia, y que está dispuesto a salir para votar por una causa, para actuar en favor de ella, para definir un futuro, que es su propio futuro.

Esta es la idea, muy sencilla, soy candidato porque creo que represento adecuadamente lo que el país necesita hoy día, y lo creo de verdad, y creo que tengo la condición y la capacidad para llevar adelante este esfuerzo con ustedes, por ustedes, para ustedes.

Permítanme terminar diciendo algo que no es poco importante.

¿Por qué la sigla FRI?

Porque hemos hecho un acuerdo, he recibido una invitación y hemos llegado a un punto común con el FRI, porque el FRI coincide en estos principios, porque los ha abrazado, porque entiende que este nuevo tiempo es el tiempo de ustedes los ciudadanos, no el tiempo del viejo sistema de partidos, es el tiempo de un partido que establezca un camino para derrotar a quien cree que el poder es lo único que tiene sentido en esta vida. Espero contar con ustedes, estoy seguro de contar con ustedes, por eso estoy aquí, estoy aquí hoy convencido de que el 2019 honraremos el 21 de febrero, pero sobre todo honraremos el cerrar la puerta de un pasado que ha terminado y abrir la puerta de un futuro promisor. Les agradezco desde ya, desde hoy, por lo que va a ocurrir de aquí en adelante, dijo al finalizar su mensaje al país.


<< Atras

TIPO DE CAMBIO
Dolar : Bs. 6,96
Euro : Bs. 7,71
Onza Troy : $us. 1.146

EDICIONES ANTERIORES

Verónica Ormachea Gutiérrez Martes, 4 de...
Las cifras sobre la coca presentadas por la ONUDC revelan que la nueva...
Humberto Vacaflor Ganam El principal comprador de gas natural...
Copyright © 2012 sucrepress.com 2018-12-15